ENTREVISTA a LETICIA MEDINA 


(Consejo de Residentes Españoles de IRLANDA)


“Confieso que el tema del voto rogado me tiene perpleja”


Elías Domingo, 20/10/2014

De China a Dublín, pero siempre comprometida con los españoles en el extranjero. Así podría resumirse la vida de Leticia Medina, actual responsable del CRE de Irlanda.
Una representación de los miembros del CRE de Irlanda: Mónica Díez, Mayte Villanueva, Marta Martín-Aragón, Karmele Matellán, Leticia Medina, Miriam Alonso y Miriam Cagigal. Tomada de…
Antes de nada, Leticia, ¿cuándo y por qué llegaste a Irlanda?
En el año 2005 yo vivía en Hangzhou (China). Mi marido trabajaba allí para una multinacional alemana. Su ritmo de trabajo era frenético y le imposibilitaba realizar vida familiar, por lo que él estaba abierto a cambiar de país e incluso de carrera. Entonces vio en internet una convocatoria para ser funcionario europeo en Dublín y se presentó, pasó todas las pruebas y en 2006 nos establecimos en Irlanda. Yo soy profesora de español para extranjeros, así que cambié sin problemas mis alumnos chinos por irlandeses.
¿Cómo es la vida en Irlanda? ¿En qué ciudad vives?
Vivo a las afueras de Dublín, con un paisaje costero realmente espectacular. Yo me siento muy a gusto. En general diría que Dublín es una ciudad muy tranquila y pequeña, parece más capital de provincia que de país. Las distancias son cortas, aunque hay mala comunicación. El coste de vida es más elevado que en España: la vivienda está por las nubes y uno se deja bastante dinero en el supermercado. Pero es una ciudad relativamente segura y los irlandeses son muy agradables. La queja típica tanto de extranjeros como de irlandeses es el tiempo: la opinión generalizada es que llueve demasiado…
Como responsable del CRE de Irlanda, ¿cuál es tu labor?
CRE Irlanda es un equipo pionero de siete voluntarias. Lo que nos movió a crear la institución por primera vez en nuestro país adoptivo fue el fuerte deseo de traer el programa ALCE (Aulas de Lengua y Cultura Españolas, es decir, clases de español oficiales y gratuitas para hijos de españoles) a Irlanda. Nosotros representamos la innegable necesidad actual de trasmisión del legado lingüístico y cultural español a una segunda generación de españoles nacidos en Irlanda. Nos preocupa mucho que nuestros hijos vayan a ser españoles sin dominio de su idioma ni posesión de cierta identidad cultural. Además de esta fundamental reivindicación, realizamos eventos informativos de interés para nuestra comunidad, que giran en torno a temas sociolaborales. Estamos en contacto con nuestros compatriotas a través de las redes sociales. Llevamos a cabo una labor asociativa, de networking, primando el establecimiento de relaciones personales y profesionales y fortaleciendo así lazos solidarios dentro de nuestra colectividad.
¿Hay muchos españoles en Irlanda? ¿Cuál es su situación general?

En la actualidad figuran registrados en la Embajada unos 9.000 españoles en Irlanda, 5.000 de los cuales residen en Dublín. Suponemos que habrá muchos más no registrados, pero no hay forma de contabilizarlos porque no existe la figura del empadronamiento en Irlanda. El perfil demográfico es de una emigración joven y cualificada. Nuestra impresión es que hay muchos jóvenes que vienen a aprender inglés tras sus estudios universitarios (muchas chicas como au pair) o simplemente a empezar a labrarse un porvenir profesional más halagüeño que en España. En los últimos años hay también parejas con niños pequeños que llegan aquí para mejorar su situación laboral y económica. En general, los españoles alaban la ética laboral de Irlanda, que incluye un trato mucho más respetuoso hacia el trabajador, por lo que suelen estar contentos. Parece más fácil encontrar trabajo en el sector tecnológico si uno domina el inglés. 
¿Qué cosas crees que se pueden mejorar en la relación con los españoles residentes en el exterior?
A mí me tiene perpleja el tema del voto rogado. Tras el desplome de participación electoral de españoles en el extranjero a raíz de la introducción de este sistema de voto rogado (de un treinta y algo bajó a un desastroso dos por cierto), es obvio que la normativa electoral que regula el voto del exterior necesita ser modificada urgentemente. Es ultrajante e indignante que hubiera personas que no consiguieron votar en estas últimas elecciones.
¿Mantenéis relación con otros consejeros?
A través de nuestra delegada en el CGCEE, Karmele Matellán, estamos en contacto con todos los CRE del mundo. Y gracias a la red seguimos con mucho interés las actuaciones de algunos CRE, como CRE Panamá, CRE Guatemala, CRE Santa Cruz de la Sierra en Bolivia, CRE Washington, CRE Génova… Por supuesto, se agradece especialmente la labor periodística de la prensa migratoria. Nosotras siempre estamos ávidas de inspiración de otras partes del mundo, es muy enriquecedor leer sobre nuestros homólogos.