Blogueando la Noticia.

Comentando las noticias que afectan a la Generación Recuperada, a los nuevos españoles tanto por Ley de Memoria Histórica o a los de Nacionalidad por Residencia y a la sociedad española en general.
La primera en el tiempo se produjo la semana anterior cuando el Ministro Gallardón compareció en el Congreso de Diputados para defender el proyecto de Ley Integral de los Registros y dar cuenta de su gestión.

“El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha explicado hoy en el Congreso de los Diputados que la intención del Gobierno pasa por “introducir eficacia y claridad” en el procedimiento para la concesión de la nacionalidad española mediante la incorporación de la jurisprudencia del Tribunal Supremo y el establecimiento de criterios objetivos y homogéneos en la prueba de integración que realizan los encargados de los Registros Civiles. “

Casi al final de su intervención Gallardón comentó:“En junio estarán resueltos los 400.000 expedientes que ustedes no fueron capaces de  resolver y yo me pregunto: ¿Por qué no lo hacían ustedes? ¿Me va a decir que era porque eran incapaces? ¿Por ineficacia administrativa? ¿O no será que debajo de ese discurso demagógico suyo, lo que había era una falta de voluntad de que esos ciudadanos cumpliesen sus derechos y 
pudiesen ser españoles?”. 

Pregunta oral realizada por la diputada doña María Soledad Pérez Domínguez, del Grupo Parlamentario Socialista, que formula al señor ministro de Justicia: ¿Cuáles son las intenciones del Gobierno acerca de 
reformar la legislación en materia de nacionalidad?.Detalles de todas las preguntas y respuestas  

La Diputada como introducción de la pregunta afirma que: “También por la  prensa nos hemos enterado de que piensa plantear una reforma de los  registros que modifica el acceso a la nacionalidad. Nos preocupa 
muchísimo, tanto por la forma como por el fondo. Nos preocupa porque convierte el acceso a la nacionalidad por residencia en un camino de obstáculos en lugar de la culminación de un proceso de integración. Nos preocupan también los motivos de pérdida de la nacionalidad que allí se aducen, que de ser ciertos afectarían a casi 2 millones de españoles que residen fuera de nuestro país, condenados a perder la nacionalidad por participar en política en sus lugares de residencia. ¿Significaría eso, por ejemplo, que podría privar de la nacionalidad española —también es español— al alcalde de Río de Janeiro, ciudad que organizará las próximas Olimpiadas? De ser así, no solo sería injusto sino poco inteligente, por no decir otra cosa. Nos preocupa, señor ministro, que se pueda privar de la nacionalidad por razones de orden público; también aparece en ese borrador. Así, sin más. ¿Qué es eso? ¿En qué está pensando? ¿Resistirse a un desahucio o participar en un escrache —para ustedes eso son alteraciones del orden público— podrá privar de la nacionalidad a quien le ha costado más de diez años adquirirla? Le pido, señor ministro, un poco de prudencia. Se están acostumbrando a deslizar barbaridades que no son dirigibles ni compatibles con un Estado de derecho. Por eso le pregunto cuáles son las intenciones del Gobierno acerca de reformar la legislación en esta materia”.

……………………………………………

La opinión de Doble R:

Tal y como vemos el asunto del Sr. Gallardón y su Ministerio no nos quedan claro muchos aspectos de esta Reforma porque además de oscuro y poco creíbles muchos de sus argumentos (bajo el manto protector del
Gobierno del PP que dice una cosa hoy y pronto se desdice haciendo lo contrario) nos preocupa según vemos la cuestión los de abajo.
En primer lugar compartimos la preocupación de la Diputada. Por qué ahora se quiere legislar sobre las causas de pérdida de la Nacionalidad no de origen?.

A pesar de los argumentos del Sr. Gallardón, son sospechosas sus intenciones.

Otro punto es la nueva promesa de concluir con el atasco de los expedientes de nacionalidad por residencia para junio. Cómo es posible que ahora debamos creerle si el año anterior prometió que estarían resueltos ante de fin de año y luego los pospuso para el verano?.
Es cierto, como ya hemos reconocido, que se le ha dado un impulso importante a este proceso pero también hay que matizar que muchos de los extranjeros con expedientes ya resueltos se encuentran a la espera de ser llamados para la jura de su nueva condición y esta no acaba de llegar. Aquí hay opiniones diversas y según se comenta en la prensa no hay acuerdos definitivos, incluso algunos sugieren que el Ministerio de Justicia desea desentenderse del Registro Civil.
Coincidimos en la crítica que hace al gobierno anterior(siempre tiene la culpa de todo lo malo, mientras el PP jamás ha reconocido sus patinazos) porque es cierto que la burocracia produjo este atasco enorme que el
PSOE en el gobierno no logró resolver, pero también es cierto que una gran parte de este trabajo estaba ya avanzado y ahora el gobierno le ha dado el empujón final.
Finalmente es importante destacar que en la intervención del Ministro no se hace mención alguna al elevado número de Expedientes, también de Nacionalidad española, que están durmiendo el sueño eterno del olvido y la desidia. Consiguen así incrementar el muro de silencio que se ha levantado sobre el acceso a la Nacionalidad de los hijos-nietos de emigrantes españoles, sobre todo a América de lo cual no se habla y la
falta de transparencia e información es total.
De este punto quisiéramos ver alguna preocupación de ambos partidos: por un lado el PSOE que fue el impulsor de esta Ley y que debería exigir al gobierno a que de información de su marcha y por otro lado al propio PP ahora en el poder que en su momento gritó a pulmón lleno que si hubiera estado en el gobierno habría dado la Nacionalidad española a todos los nietos de emigrantes para pasar ahora a un abandono total del tema de lo cual debería tomar nota la Emigración española y sus asociaciones.
El Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior no ha dicho “ni esta boca es mía…” sobre el particular y la Oficina de Asuntos Consulares ni dice cuántos expedientes están  resueltos desde que inició esta legislatura, ni los que faltan por resolver.
En derecho se dice “limbo jurídico” cuando no existe legislación sobre un tema específico, acá entonces cabría decir que el gobierno y las instituciones españolas han creado un “Limbo Moral” en el tema de la
aplicación de la LMH, en su DA 7ma o conocida también como Ley de Nietos.Es decir, a nadie le interesa, de momento, las miles de personas que esperan desde hace más de 2-3 años por una solución a sus expedientes y cada día se enfrentan a los nuevos caprichos de los funcionarios a los cuales no les cuadra ningún documento entregado por los peticionarios. Nadie pide ni rinde cuenta. El imperio de la Burocracia y el olvido se ha apoderado del proceso de resolución de los expedientes en los Consulados en el exterior y parece que a nadie le interesa el tema.

Así vamos de “trancas y barrancas” en estos tiempos del cólera sobrevenido!!!